MITOS EN EL SEXO

Bueno, bueno, bueno, la cantidad de mensajes que he recibido por privado de los calentones que algunos han sufrido con los últimos post. Éso está muy bien, que las temperaturas han bajado y no hay excusas para no mantenerlas en alza.

Acabo de leer un reportaje donde se menciona éso de “los hombres siempre tienen ganas de sexo”, y quién no, cuando alguien te pone, te pone. Ellos siempre se han llevado la fama, pero nosotras también tenemos ganas, también hacemos ojitos a un buen trasero, a una mirada que hace que te sientas desnuda y además te entren ganas de estarlo con esa persona. A mí un hombre también me ha dicho que le dolía la cabeza, hace años tuve migrañas y jamás para el sexo me dolió la cabeza… Es como si por la educación de antaño ellos siempre deben estar perfectos y nosotras nos podemos permitir a doña excusa o simplemente, nos pusieron la fama. No hay nada mejor que aprender a disfrutar del sexo, solo o en compañía, en pareja o de forma esporádica con alguien, qué más da. Si no te apetece, no te apetece, pero dejemos ya lo de me duele la cabeza. No hay nada mejor que llegar a casa y que te reciban con ganas, pero con ganas de todo para terminar despeinada, sudando y jadeando. Es la mejor forma de desestresarse, os lo aseguro. Y si hay música buena y cañera, la parte salvaje se despierta y será entonces cuando diremos, que dios nos pille confesados y desnudos.

Calentemos motores (luego calentaremos el resto)… llegar a casa y que te reciban con un delantal y nada más, hace que me venga a la cabeza Queen.

Imaginad, entramos por la puerta de casa, esa persona desnuda y con un “algo” dejando poco a la imaginación, provocando lo que viene después y arrancándote una sonrisa y la ropa, los zapatos y todo volando, viva ese desorden.

Podríamos llamarle un aquí te pillo y aquí te mato, algo que es tan necesario para romper esas rutinas, ni cama ni narices, al suelo y si está frío, a la alfombra, pero déjate llevar, que te reciban así, bien merece ponerle ganas y a disfrutar. Olvidarás el cansancio, y es que no hay mejor ejercicio que el buen sexo y que te sorprendan. No he entrado mucho en detalles porque todo ha sido tan rápido que no me ha dado ni tiempo, pero vamos a currárnoslo un poco. A lo mejor a alguien le da ideas para salir de la rutina, ésa que mata, y con la que cae ahora mismo, mejor tener a nuestras dos grandes aliadas, la imaginación y las ganas, os lo aseguro.

La persona que te pone y mucho, bien se merece una sorpresa, así que por qué no ir a su casa con ropa interior, de las que incluyen liguero, medias y por supuesto, transparencias. Si la intención es la que es, mejor no llevar mucho encima, una gabardina es suficiente, aunque vayamos todo el camino rezando para que no nos pare la policía. Merece la pena. Y es que entrar con taconazo y poca ropa… hace que todo se active y te acorralen contra la pared, besándote mientras te rozan la piel que está al descubierto, que es mucha. Y nosotras no podemos resistirnos a quitarle el pijama de estar por casa, porque íbamos a cenar tranquilos y cómodos. Así que todo resulta fácil de quitar para terminar en el sofá.

Y al llegar al sofá todo es poco, necesitamos sentir la piel del otro, algo atropellados por las ganas y las prisas pero con la temperatura subiendo cada vez más rápido. Sí, llegamos perfectas y ahora no hay nada en su sitio, los tirantes caídos y dejando ver parte del pecho, el cual es observado y acariciado por su lengua, las medias empiezan a enredarse quedando a la altura de las rodillas porque sus manos están retirando todo para comernos enteras y nosotras no podemos quedarnos quietas hasta acariciar lo que crece por momentos y nos pone cada vez más, y es que notar cómo aumenta en nuestras manos nos excita, porque sabemos que terminará entre nuestras piernas y éso nos vuelve muy perras. A quién no le gusta observar, somos cotillas por naturaleza, mirar nos pone en estas situaciones y hacerlo sin quitar todo, qué os voy a decir. Notar sin ver, ver entre transparencias, jugar con las luces, enredemos.

Y es que hay momentos y momentazos y los que no nos esperamos son los que nos excitan más, no pensemos y disfrutemos. Observar el cuerpo desnudo de la persona ante la que estamos siendo nosotros, con nuestro lado más sexual a flor de piel hace que nos excite aún más su mirada pervertida, de las que te hablan y te dicen “te voy a follar entera” y tu respuesta es morderte los labios porque lo estás deseando, al igual que llevarle al límite de la excitación, rozando tu cuerpo con el suyo, presionando donde sabemos y provocando para después.

Nos gusta que nos coman con la mirada y que nos coman, que no es lo mismo. Notar su lengua juguetear con nuestro sexo, labios, todo, para preparar el camino y dejarnos con las piernas bien abiertas esperando sentirle, y ayyyyy cuando entra y notamos ese calor y la presión de la excitación. Ahí es cuando la música es nuestra respiración y el baile, el movimiento de nuestros cuerpos, hasta llegar al final, en todos los sentidos, con una mirada cómplice y viendo el desastre que hemos dejado por el camino, pero que nos quiten lo bailado.

Entonces alguien corre a por las socorridas toallitas, ésas que no salen en las películas (y entre nosotros, algo de frescor, se agradece)…

Hoy os dejo a vosotros subir más la temperatura, a solas o acompañados, con juguetes o sin ellos, sólo os pido que si alguien os gusta, saquéis ese lado salvaje que TODOS tenemos y al que no le sacamos todo el partido posible, nada mejor que un cómplice con la misma mente sucia y divertida. Disfrutad y por favor, no dejéis de hacer locuras, dan la vida.

Hasta el próximo miércoles, que os despeinen mucho y os sorprendan. Espero leeros.

G & G

Publicado por Gretta y su Garbo

A partir de los 40, la vida cambia, ¡me río yo de la adolescencia!. Pero la experiencia es un grado, y lo que queremos es complicarnos poco (o al menos lo intentamos), un divorcio y probar algo nuevo, van de la mano. Tener o no tener pareja, no evita que la imaginación vuele y a veces nos dejemos llevar...

7 comentarios sobre “MITOS EN EL SEXO

  1. Y estar cocinando, y que sin previó aviso lleguen a casa, te bajen los pantalones (no uso calzoncillos en casa) y empiecen a trabajar en profundidad, con húmeda ansía y demostrada sabiduría, su garganta dilatada y mis ojos en blanco…
    Llevado de la mano al dormitorio, en la posición más ridícula que nunca existió para un hombre (la de El pingüino) los pantalones por los tobillos y pasitos cortos…
    Empujado encima de la cama, montado como un corcel, intentar decir algo y…. Mano en boca… Violencia extrema, bien entendida, cabecero de cama marcando el ritmo y la pared… Gritos de placer!!!
    …….,……..
    …………… ………….
    ………………. ………………

    Cariño:
    Hola. Que tal el día?

    Le gusta a 1 persona

  2. Hola Gretta y cía!!
    Es verdad que ellos tienen fama de tener ganas siempre pero a lo largo de mi vida me he encontrado con 2 chicos que todo lo contrario, es decir que si no había sexo tampoco les importaba, cosa que a mí me extrañaba bastante.
    El primero al final me di cuenta de que como era eyaculador precoz, lo que le pasaba es que más que ver el sexo de una forma liberadora lo veía como algo más bien traumático y por eso no promovía nada, se limitaba a cuando yo se lo pedía.
    El segundo porque se pensaba que no lo hacía bien(aunque yo disfrutaba igual) e intenté preparar situaciones sensuales etc y hablar con él para que lo viese todo desde otro ángulo y disfrutáramos,etc pero me decía que a él tampoco le importaba tanto el sexo….
    Te comento esto porque hay más hombres de los que nos pensamos que al no disfrutar por no dejarse llevar o por sus complejos prefieren no hacer nada y bueno… para su pareja es bastante frustrante, sobre todo si intentas ayudarles y prefieren hablar de otra cosa.
    Me gustaría decir que sin embargo alguna pareja que he tenido ha sido eyaculador precoz pero yo he disfrutado muchísimo. No importa en absoluto ya que se puede disfrutar igualmente, sin complejos y con ganas.
    Así que ahí lo dejo, no solo las mujeres son las que menos ganas tienen. Creo que si eso pasa es que hay algo de fondo 😉
    Un saludo

    Me gusta

    1. Hola Sophie, efectivamente, hay de todo y no se diferencia por sexos. Todos tenemos miedos, complejos y situaciones incómodas. No todo es eyacular, o llegar, anda que no se disfruta jugando! Estoy totalmente de acuerdo, y por añadir algo, diría que hablando se entiende la gente y sobre la eyaculación precoz, el problema es quedarte como una seta y no jugar. Hay muchas formas de dar y tener placer, y hay que empezar por la cabeza. Como siempre, muchas gracias, veo que te estás poniendo al día en las publicaciones.😉

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: