¡LA VOLVÍ A MONTAR!

Hoy me ha venido a la cabeza la cantidad de veces que dejamos volar la imaginación, para montar la película de nuestras vidas o de ese día. Y la verdad, dependiendo lo que imaginemos, vamos cambiando el final, como en aquellos libros de busca tu propia aventura, ¿os acordáis?. No suelo entrar en un barSigue leyendo “¡LA VOLVÍ A MONTAR!”